Cómo analizar un modelo de Power Pivot

PorLucía Montero Rodríguez

Cómo analizar un modelo de Power Pivot

Comparte este artículo

Power Pivot para ExcelAntes de entrar de lleno en el artículo que vamos a desarrollar hagamos un poquito de balance acerca de lo estudiado en relación con Power Pivot. Hasta ahora se ha expuesto cómo añadir a nuestro modelo de datos información proveniente de diferentes fuentes. Entre ellas, el Portapapeles, una tabla de Excel o incluso lo más habitual, una base de datos.

También hemos aprendido a establecer relaciones entre las diferentes tablas e incluso a crear jerarquías. De esta forma, los datos se agrupan y se clasifican de una manera más eficaz. Así, el análisis de la información contenida será mucho más eficiente. Además, no podemos olvidar la creación de columnas calculadas a partir de los datos de la información proveniente de otros campos.

Pues bien, hoy por fin llega el momento de proceder al análisis de nuestros datos, operación que llevaremos a cabo mediante una tabla dinámica. Cuando esta función se utiliza a través de Power Pivot, amplía su funcionalidad hasta límites casi insospechados. Y es que, además de ignorar ciertas limitaciones habituales de Excel, su uso conjunto nos permite incorporan otros elementos como medidas y KPIs que veremos en un futuro.

En cualquier caso crear una tabla dinámica desde un modelo de datos es realmente sencillo. Para desarrollar nuestro ejemplo seguiremos trabajando con el modelo de Contoso, como ya hemos hecho en los artículos anteriores de esta misma serie. De hecho, nuestro de partida será el final del ejemplo de creación de jerarquías.

Manos a la obra

Tras abrir el archivo de Excel correspondiente, es necesario acceder a la cinta Power Pivot y pulsar el botón Administrar. Por seguridad, utilizaremos la Vista Diagrama para verificar que las tablas que nos interesan están bien relacionadas. Si todo es correcto, podremos analizar los datos.

Relaciones en un modelo de datos de Power Pivot desde la vista Diagrama

Campos de una tabla dinámica procedente de Power PivotConseguirlo es tan fácil como situarnos en cualquiera de las tablas y en la cinta Inicio del modelo de datos pulsar el botón Tabla dinámica. Al hacerlo, Excel mostrará un cuadro de diálogo en el que nos preguntará dónde queremos situar la tabla dinámica: en una hoja nueva o en la hoja actual. Tras escoger las opciones pertinentes para cada caso simplemente aceptamos.

A continuación, Excel mostrará el área reservada para los resultados, así como el panel de Campos de tabla dinámica. Es decir, operará de la forma habitual. Sin embargo, si nos fijamos en la imagen lateral, podremos apreciar un cambio relevante. Y es que, en lugar de una simple lista de campos, ahora vemos las tablas del modelo y sus campos correspondientes al desplegarlas.

A pesar de lo que acabamos de comentar, la operativa básica no varía en absoluto. Por lo tanto, sólo tendremos que desplegar, escoger el campo que corresponda y situarlo en la tabla dinámica. Por ejemplo, podemos crear una que nos devuelva el total de ventas por categoría y canal.

Ejemplo de tabla dinámica con modelo de datos de Power Pivot

La obtención ha sido sencilla, como ya es habitual, pero de nuevo podemos apreciar un detalle interesante. Prestando atención a la zona de valores, se observa que los resultados aparecen con el formato correcto, cuando no es lo usual. Sin embargo, como el dato proviene de un modelo, la tabla dinámica hereda el formato al estar originado en Power Pivot. Una ventaja interesante sin duda alguna aunque no la única. En los próximos artículos de esta serie seguiremos conociendo nuevas funcionalides que podremos aplicar para obtener mejores análisis.

Si tienes un modelo de datos en Power Pivot, analízalo mediante tablas dinámicas

Acerca del autor

Lucía Montero Rodríguez administrator